NTF: non-fungible token
Experto de Futur Legal No hay comentarios

Una de las preguntas más frecuentes que nos vienen a la cabeza al no entender cómo funciona los NFT (Non-Fungible Tokens) y ver el precio que se está pagando por ello es ¿Nos estamos volviendo locos? La respuesta es no, al menos en esto, las cosas valen lo que en ese momento se quieran pagar por ellas.

Obras de arte

¿Sería posible encontrar una réplica de un cuadro de Pablo Picasso o Vincent van Gogh? Sí, efectivamente sí. ¿Sería posible hacerle una foto al cuadro y enmarcarla para tenerla en nuestra casa en cualquier tamaño y prácticamente en cualquier formato disponible? Por supuesto, entonces ¿Qué hace únicas estas obras y porque la pieza original tiene un valor millonario?

En este caso el valor del cuadro viene expresado por la autenticidad y la autoría, además es un cuadro físico, es decir, tiene un valor asociado a una forma física y sólo hay un artículo único, el original, el que pintó el autor.

Si actualmente un artista pintase un cuadro en un formato digital y decidiese compartirlo en sus redes sociales con sus seguidores, sería tan sencillo cómo capturar la pantalla o copiar la imagen para tener lo mismo que tendría el artista, por tanto, no se pagaría tanto por el original dado que habría cientos de miles o millones de imágenes como la del artista, dado que al ser digital no es tangible y la imagen podría ser de cualquiera.

Certificación de lo digital

Llegados a este punto, ¿Qué tecnología permite que lo digitalizado pueda certificarse de la misma manera garantizando la autoría y su autenticidad?

La tecnología Blockchain, la cadena de bloques, permite que se pueda asegurar la procedencia y la titularidad de un documento, un cuadro, una imagen, cualquier cosa que podamos digitalizar. De este modo si uno paga por un cuadro digital o cryptoarte esta tecnología sí que nos permite identificar, proteger y asegurar la procedencia y por tanto su exclusividad mediante la tecnología blockchain a pesar de que haya cientos de miles de copias, al igual que pasa con los cuadros de Picasso o Vincent van Gogh. Por tanto, estamos en el momento perfecto para que las obras intangibles, tengan una autenticidad verificada.

Al estar incorporado en la tecnología Blockchain el cuadro digital está protegido y sin posibilidad de que se altere. Si a través de las distintas criptomonedas por ejemplo el ETHER quisiéramos comprar esta obra de arte digital, la titularidad también se reflejaría en la cadena de bloques, muy útil para poder comprobar la autenticidad y la seguridad en el registro de su adquisición.

NFT

La cadena de bloques también permite rastrear el precio de compraventa por el cual la obra digital ha ido cambiando de titularidad a base del pago con criptodivisas. Por ello el mundo del arte también está ampliando sus miras a los tiempos actuales apoyándose en la tecnología, el arte 2.0 o Cryptoarte y NFT.

La no fungibilidad hace referencia a la particularidad y forma de estos tokens, que están protegidos por un contrato inteligente que básicamente registra la propiedad y la identificación haciendo a ese token único e inalterable. La diferencia con los bienes fungibles está en que éstos sí son sustituibles entre sí, los no fungibles son insustituibles. No existen dos NFT iguales y eso proporciona exclusividad.

Para un mejor entendimiento, este funcionamiento es similar a la compra de una entrada de cine. Cuando tenemos nuestros tickets, ya sean por compra a través del ordenador o porque hayamos ido a taquilla a por ellos, siempre vienen con unos datos básicos como es el título de la película, la fila y la butaca. El resto de las personas que van al cine también tienen su entrada y esta es única y personal para una localización determinada.

Mucha influencia del mecanismo de los NFT está basada en la tecnología de la criptomoneda ETHEREUM.

Hay que ser conscientes del momento en el cual estamos viviendo, mundo tecnológico y la inmediatez como condición, con el auge de las criptomonedas y las inversiones, ha llamado más la atención del público general dado que invertir con tu Smartphone desde tu casa a través de una app es muy accesible. El mercado de la inversión en obras de artes lo hemos visto desde un prisma muy lejano por los precios y la complejidad de acceder a él, sin embargo, a través de servicios como Metamask (servicio completamente online) ligados a la tecnología Ethereum es muy sencillo hacer compras en el mercado del arte digital, que al igual que el tradicional sigue un sistema de puja. Por lo que es más accesible al público sin embargo en cuanto al precio se ha disparado.

EtherRocks

Por alguna de estas ETHER ROCK se ha llegado a pagar más de 300.000 dólares en el mercado digital y no es la colección más cara. Estas cifras ya sean piedras lunares, gatitos o ciberpunks están valoradas en precios muy altos llegando a ser millones de euros. Los proyectos NFT se han convertido en líder de ventas en el Blockchain de Ether. Los compradores compran estos artículos digitales para revenderlos más caros, otro método de especulación. Se estima que la mayor venta de una obra digital ha sido la de del artista Mike Winkelman conocido como Beeple por un valor de 69 millones de dólares. Cabe recordar que en la primera semana el precio de subasta era inferior a 100 dólares.

En España tenemos ejemplos muy próximos en el mercado de los NFT, Gerard Piqué el famoso defensa central del Fútbol Club Barcelona es también un gran empresario al que le gusta invertir su dinero y estar en la vanguardia de muchos modelos de negocio. Las NFT no se queda atrás en sus miras de inversión y a través de su empresa SORARE el modelo de negocio se basa en cromos digitales de diferentes jugadores de fútbol participando más de 100 equipos entre ellos el Real Madrid Club de Fútbol. Los usuarios pueden hacerse con estos cromos digitales, NFT, a través de la compra con criptomonedas.

Los modelos de negocio y las inversiones se reinventan y se adaptan a las nuevas circunstancias, es por ello que estar a la vanguardia ayuda a posicionar tu negocio y establecer mejores conexiones de cara al futuro. Es imprescindible contar con profesionales especialistas en fintech y resto de nuevas tecnologías, acordes a los nuevos tiempos para que te ayuden en el presente y en el futuro, como el equipo de abogados y economistas que configuran Futur Legal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.